martes, marzo 07, 2017

Expediente de José Juan será analizado: Morena

Status | Por Shanik David

La Comisión Nacional de Honestidad y Justicia de Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) revisará el expediente de José Juan Espinosa Torres y en particular el proceso que se dio en su contra en 2003, cuando fue colaborar de la entonces Secretaría de Finanzas y Desarrollo Social.

En la columna Al Portador, Alejandro Mondragón dio a conocer los documentos de la inhabilitación se dio en contra del ahora presidente municipal de San Pedro Cholula por el robo de un teléfono celular, del cual además hizo llamadas por 18 mil pesos que no pagó, y una computadora portátiles, aunque posteriormente dijo que estos artículos le habían sido robados y presentó las denuncias correspondientes 10 meses después.

La inhabilitación fue levantada por indicaciones de Mario Marín Torres previo al proceso electoral de 2004, para que el entonces militante de Movimiento Ciudadano pudiera contender.

Al respecto, se le cuestionó a Gabriel Biestro Medinilla, dirigente estatal de Morena, sobre el impacto que esta información pudiera tener no sólo en Morena, partido en el cual ahora milita Espinosa Torres, sino en el futuro de éste en el instituto político, ante lo cual dijo que, al momento de sumarse a Morena, el alcalde cholulteca se sometió a la vigilancia de la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia, la cual revisará no sólo la actuación que tenga en el futuro el edil, sino sus antecedentes, incluido este caso.

“Ya será cuestión de verlo con la militancia y con la Comisión de Honestidad y Justicia”, comentó el líder partidista, ya que “cada uno de los expedientes de los personajes que se acercan a Morena son revisados por la comisión”, aunque reconoció que de todos los personajes que han tenido acercamientos con el partido en los últimos meses, sólo Espinosa Torres se ha integrado al partido.

Con su afiliación, recordó Biestro Medinilla, Espinosa Torres no sólo se sometió a las obligaciones que esto implica, como es el hecho de dar la mitad de sus ingresos como funcionario público para las universidades de Morena, sino que también aceptó que su ingreso no representa una candidatura en automático para la elección de 2018.

“Mientras el partido vaya apegado a sus principios y normas no tendremos problemas de desprestigio”, subrayó el dirigente estatal, al referir que la última palabra sobre el caso la tendrá la Comisión de Honestidad y Justicia.

Marín anuló inhabilitación contra José Juan Espinosa
Status | Por Alejandro Mondragón

El alcalde de San Pedro Cholula, José Juan Espinosa, estuvo inhabilitado en 2003 para ejercer o postularse para cualquier cargo público, pero en 2004 fue diputado local plurinominal, gracias a la intervención de Mario Marín Torres, el llamado Góber Precioso.

La historia no tiene desperdicio. Se encuentra contenida en la sanción impuesta por la entonces Secretaría de Control y Desarrollo de la Administración Pública (Sedecap), misma que tuvo que revocar su propia resolución, porque Espinosa formaba parte del círculo cercano del marinismo y operaba para el entonces partido de Convergencia.

Marín acababa de obtener la candidatura del PRI a la gubernatura y preparaba a su equipo para el arranque de la campaña electoral del 2004.

El expediente de marras es el 16/2003, cuyo resolutivo impedía a Espinosa Torres participar en la elección de ese año, donde resultó diputado plurinominal, cargo que asumió gracias a la revocación administrativa, ordenada por Marín.

A José Juan, hoy ferviente militante de Morena, se le inhabilitó porque como empleado de la Secretaría de Finanzas y Desarrollo Social, durante la gestión de Francisco Bárcena Compeán, se robó un teléfono, una computadora portátil y realizó llamadas por 18 mil pesos con cargo a Finanzas.

La resolución, cuya copia obra en poder de Al Portador, es muy clara:

“La conducta irregular que se atribuye al C. JOSÉ JUAN ESPINOSA TORRES, es la siguiente: incurrir en responsabilidad administrativa al omitir realizar el pago al adeudo del servicio telefónico celular número 2222384803 por la cantidad de $18,062.09 (DIECIOCHO MIL SESENTA Y DOS PESOS 09/100 M.N.) teléfono que recibió de la oficina Enlace con Presidentes Municipales de la Secretaría de Finanzas y Desarrollo Social del Gobierno del Estado de Puebla, así como la entrega de los bienes muebles que se enuncian…”

El hoy alcalde alegó que el móvil le fue robado, nada más que levantó la denuncia ¡10 MESES DESPUÉS! de haber dejado el cargo.

Así lo indica el expediente: “la averiguación previa número 3177/2003/CHO… …prueba a la que esta autoridad le otorga el carácter de documental pública… Dicha probanza hace prueba plena en contra del ex servidor público sujeto a procedimiento, esta probanza no le favorece al oferente, pues en primer orden, corrobora que él tenía a cargo la computadora personal, el teléfono celular y la identificación de los que se habla y que toda vez que le fueron robados obviamente no pudo hacer la entrega de los mismos, cuando dejó de fungir en la entonces Secretaría de Finanzas y Desarrollo Social del Gobierno del Estado de Puebla, el día treinta y uno de diciembre de dos mil dos y que no obstante haberle sido robados, según su denuncia el día veintiocho de noviembre de dos mil dos, la misma fue presentada el día dieciséis de octubre del año en curso, esto es diez meses después de ocurridos los hechos además de que los bienes de los que se viene hablando fueron otorgados para las funciones para las que fue contratado el C. JOSÉ JUAN ESPINOSA TORRES, y éste no especificó el motivo o motivos por los cuales el día del robo, traía en su vehículo la computadora, el celular y la identificación, luego entonces esto denota negligencia”.

José Juan Espinosa recurrió a Mario Marín, su padrino de bodas a la postre, para que interviniera con Melquiades Morales para que la Sedecap revocara su propia resolución emitida.

Pero no vaya a pensar porque era inocente del robo que se le imputó, eso quedó comprobado, sino que el alegato de la autoridad para revocar la inhabilitación fue de risa:

En la sanción de la Sedecap no se transcribieron textualmente los agravios vertidos contra José Juan Espinosa”, es decir, una argucia legaloide para permitir que el hoy alcalde de Cholula formara parte de la nomeclatura legislativa de Mario Marín, quien ganaría las elecciones en 2004 y llevara al JJ con su operador dentro de la oposición en el Congreso del Estado.

Está claro que de haberse respetado la inhabilitación, José Juan no tenía que haber sido postulado como candidato a diputado local y mucho menos asumir el cargo de diputado en la LVI, donde jamás votó contra alguna disposición marinista. Ahí está la Gaceta Parlamentaria.

Es la impunidad con la goza este personaje que hoy se presenta como prócer de Morena, cuando en realidad es un pájaro de cuenta.

Es la impunidad de revocar inhabilitaciones en aras de los intereses políticos del Góber Precioso, quien aún lo considera un alfil dentro de su proyecto al Senado: infiltrar a Morena.

Quien lo conozca, que lo compre, diría el columnista de Intolerancia, Enrique Núñez.



1 comentario:

Anónimo dijo...

Bueno, eso ya pasó y ninguna sanción se le aplicó al tarado JJ Espinosa. Pero el punto es que sigue siendo un ratero, aprovechado, mentiroso y corrupto. Ah, y además sigue siendo un pendejo chapulín y chaquetero... Allá MORENA y su dueño el Pejendejo si quieren lidiar con este tipo de gentuza... Total, Dios los hace y ellos se juntan...