domingo, octubre 11, 2015

Negaron atención médica en Hospital General de Cholula

Mueren otros dos jóvenes grafiteros en Cholula
Nuevamente las calles cholultecas se tiñeron de sangre joven, cuando una riña entre bandas de grafiteros terminó con el saldo de dos muertos y otros dos detenidos.

Los hechos ocurrieron la anoche del 8 de octubre de 2015 en la población de San Matías Cocoyotla, junta auxiliar de San Pedro Cholula, en donde según el reporte policial, alrededor de las 23:00 horas, la policía municipal recibió llamadas de auxilio que alertaban de un ataque entre bandas juveniles de grafiteros, en la cual dos de ellos habían sido lesionados con arma blanca.

Los elementos policíacos se trasladaron de inmediato para verificar el reporte, pero al llegar ya no encontraron a nadie, debido a que los familiares de los heridos los trasladaron al hospital.

Al investigar lo ocurrido, los vecinos les indicaron que unos delincuentes se habían brincado hacia una casa ubicada en la calle Cholula número 6. En ese lugar, los propietarios les comentaron a los oficiales que sorprendieron a dos sujetos entrando a su casa y tiraron una navaja, razón por la cual lograron atraparlos para entregarlos a la autoridad y proceder en su contra.

Los uniformados trasladaron a los detenidos a la Comisaría para ponerlos a disposición del Ministerio Público, pero en esos momentos arribaron familiares de los lesionados y les informaron que éstos ya habían fallecido, por lo tanto tenían que proceder en contra ellos por el doble homicidio.

Es así como José Armando T., de 15 años de edad, y Gabriel R., de 16 años de edad fueron trasladados ante el Ministerio Público Especializado en Justicia para Adolescentes. Ambos fueron identificados como integrantes de la banda "Los Parkas".

Mientras tanto, las autoridades ministeriales hicieron los levantamientos de cadáveres de Agustín Rueda Nava, de 20 años de edad, quien perdió la vida en el trayecto al Hospital Universitario, y de Carlos Antonio Tolama Hernández, de 19 años, que murió en el Hospital La Paz, ambos miembros de la banda de los "Somos pokos pero lokos".


Las víctimas eran "pokos pero lokos" y ahora quedan menos.
Negaron atención médica en Hospital General de Cholula
De las investigaciones que lleva a cabo la PGJ por el doble homicidio perpetrado por dos adolescentes en San Pedro Cholula, se sabe que ambas víctimas no recibieron atención médica de manera oportuna, porque personal de los nosocomios a los que fueron trasladados se las negaron.

Personal de la fiscalía de Homicidios inició una constancia de hechos y una averiguación previa, que ya fueron anexadas al expediente que se instruye contra los probables responsables, respecto a los levantamientos de cadáver de Agustín Rueda Nava, de 22 años, y de Carlos Antonio Tolama Hernández, quien tenía 17 años de edad.

En la constancia 836/2015 quedó asentado que Rueda Nava fue trasladado al Hospital General de Cholula por Octaviano Sánchez Hernández, quien estaba pintando un local en San Matías Cocoyotla, cuando escuchó ruido y salió a ver de qué se trataba.

Sin embargo, al llegar al lugar con el lesionado (que presentaba una herida de arma punzocortante en el tórax, y por ende una abundante hemorragia), personal del nosocomio le negó el servicio, para cuando llegó al Hospital Universitario, ya había fallecido.

En caso de Carlos Antonio la situación fue similar. Su madre declaró que uno de sus sobrinos le habló por teléfono porque al pasar por la calle Independencia vio mucha gente amontonada y al acercarse, se dio cuenta que era su primo y que estaba herido.

De inmediato le ayudó y lo llevó a la Clínica San Gabriel, en el Centro de San Pedro Cholula, pero los médicos de guardia le negaron la atención, a pesar de que presentaba una herida de arma punzocortante y dos más en la pierna derecha.

Lo trasladaron al Hospital La Paz, pero instantes después falleció, así quedó asentado en la indagatoria 78/2015/AEHOM.

Por estos hechos, cabe recordar, hay dos adolescentes de 15 y 17 años detenidos, como probables responsables del doble homicidio, que apunta a un enfrentamiento entre integrantes de las pandillas Los Parkas (de los inculpados) y Somos Pokos pero Lokos (de las víctimas).



No hay comentarios.: